viernes, 7 de septiembre de 2012

DELIRION: Lotus (2011 - Spiritual Beast)


En estos tiempos en los que el metal y muchos metaleros, algunos de forma voluntaria y otros inconscientemente, estamos “engorilando”, impregnándonos de música extrema, recibir un disco de power metal es todo un soplo de aire fresco. Más aún si el disco recibido es bueno o muy bueno, como es el caso.

En el Levante español no dejan de aparecer formaciones de un estilo que en otras partes se les menosprecia, aunque muchos de los que hoy en día renuncian al powermetal guardan aún en sus casas los discos de Blind Guardian e incluso alguna camiseta roída de esas que de nuevas fue de color negro.

Para mi recibir discos así es motivo de alegría y sobre todo de expectación, aunque desgraciadamente son muy escasas las ocasiones en las que un trabajo te llega a gustar de verdad. “Lotus” es uno de esos discos.

Que quede bien claro que DELIRION no han inventado nada, no vamos a llegar aquí en plan fantasma presumiendo de haber encontrado a la banda revelación a nivel mundial, pero lo que hacen a día de hoy, lo hacen muy bien, y casi me atrevo a decir, aún a riesgo de que alguno se me enfade, de que están un escalón por encima de todas las bandas de powermetal de su zona.

¿Donde está la diferencia? Pues sobre todo en la voz. Tienen un gran cantante, Christopher Ripoll, uno de esos que nacen con el don, con una melosidad que encaja de forma natural en la música de la banda. Melódico, con tonos altos pero sin ser cargante como les pasa a otros y con buena pronunciación en inglés, algo de lo que algunos deberían tomar ejemplo.

Música en la que predomina el buen gusto y en la que los teclados y las orquestaciones tienen un papel predominante, puede que demasiado para mi gusto. Quizás la caña ha cedido terreno en favor de la melodía y del conjunto. La batería no tiene la pegada que sé que tiene en directo, pues es absorbida por el todo, una atmósfera poderosa que hace que una banda de metal suene como si de una orquesta se tratara, sin que ningún instrumento destaque por encima de los demás, perfectamente conjuntada.

“Lotus”, el primer corte tras la breve intro, es un temazo impresionante. Imposible escucharla una sola vez, con doble bombo a piñón y un estribillo como hacía tiempo que no escuchaba. Rápida, con mucho teclado pero no dejando de ser guitarrera y con un estribillo resplandeciente. Un single de los de antes.

El disco nos ofrece canciones rápidas como “Seeds of life” que podría recordar a los Rhapsody de la primera época, la “stratovariana” “Still Unlabeled”, “Mother” o como la sensacional “Strangers in Life”, pero tambien ofrece momentos brillantes sin falta de tanta velocidad.


Un ejemplo de canción a medio tiempo sería “Walls and Waves”, donde sin duda los teclados de Ana de Miguel y la guitarra de Sergio compiten como si de un duelo entre los mejores Tolkki y Johansson se tratara, aunque tiene un comienzo muy de la primera época Nightwish. “Unpredictable” se sale del guión y se adentra en terrenos progresivos, como le ocurre también a “Still Unlabeled”, aunque ésta en menor medida. “Breaking the Silence” tiene un punto oriental y una lucidísima guitarra que con la colaboración de la voz de Anna López, le dan un punto metal holandés realmente espectacular.

Una vez más aparece el nombre de Anna López en el diseño del libreto, cuyo concepto está trabajado con mucho mimo con unas fotos muy bien tratadas y a la altura de lo que es el disco musicalmente, ofreciendo una cuidada imagen. Espero poder entrevistarles pronto en el programa de Radio y que nos expliquen lo que significa esa flor metálica de la portada. 

En términos de Power Metal nacional, lo mejor que me he encontrado sin duda desde que descubrí a Döria aquella noche que Víctor García nos trajo el cd promocional aquella noche que visitó Diario de un Metalhead por vez primera.

La banda lleva un tiempo casi parada por razones de trabajo, pero este verano han vuelto a la actividad con ganas y tratando de darle un segundo empujón a este excelente disco. Pronto formarán parte del cartel del GinetaRock Festival que este año cuenta con Vision Divine como estrellas de cartel.

Para amantes de bandas como los citados Döria, WarCry, Avalanch, los barceloneses Ankor o los gallegos Talesien. Sencillamente geniales.

Track-list:
01. 1.1.1
02. Lotus
03. Still Unlabeled
04. Seeds Of Life
05. Walls And Waves
06. Nightmare Howls
07. Unpredictable
08. Miracles
09. Strangers In Life
10. Mother
11. Breaking The Silence
12. The Last Ray Of The Sun

Line - Up actual:
Christopher Ripoll - Vocals
Sergio Sáez - Guitar
Ana de Miguel - Keyboards
Germán Carbonell - Drums
Paco M.Castillo - Bass




© Larry Runner 2012