miércoles, 16 de marzo de 2016

ESE ES EL CAMINO. 05.03.2016. Pamplona, Infernu Taberna. HILOTZ. Crónica y fotos.


Texto Sonia M.
Fotos: Sergio Blanco.

El pasado 5 de Marzo fui a caer a las fauces del Infernu Taberna, uno de los bares más guays que puedes pisar en Iruña si te gusta la música en directo de corte metalizado. Volvían los mozos de HILOTZ a dar cera, en esta ocasión en forma de trío.

Mucho tiempo ha pasado ya desde que les conocí y vi por primera vez. Y la recuerdo con especial cariño por ser junto a los brasileños VIOLATOR en la emblemática Sala Mogambo de Donosti en 2012. Desde ahí, nos les perdí la pista y pude disfrutar de su directo varias veces, todas muy satisfactorias. Desde su debut en forma de maqueta, Hil ala Bizi de ese mismo año han pasado cuatro en los cuales la banda ha cambiado en su totalidad a excepción de Mikel al bajo y voz. 


Personalmente me alegro que a pesar de todo ello el grupo siga en pie, y con muchas ganas de volver a recibir buenas criticas como con la maqueta. Venían por segunda vez al Infernu Taberna a presentar su nuevo disco, Giza Ankerkia. A pesar de que cuando llegué al bar el ambiente estaba bastante desangelado, la cosa se animó y nos reunimos unos cuantos, incluyéndose entre el respetable a miembros de otras bandas navarras como LEGALIZE MURDER o EVIL KILLER. Algo poco habitual en esta ciudad ver a músicos viendo a otros músicos y que no debería ser algo a reseñar, sino lo normal. 

Quitando valoraciones personales, HILOTZ se centró en la presentación del disco. He de decir que no lo había oído antes así que aquello era todo nuevo. Contando con mi experiencia de su maqueta, la música que presentaron se me hizo harto compleja, muy técnica y con muchos matices que a primera escucha pueden pasar desapercibidos. Y no es nada malo, de hecho me gusta porque no han pecado al seguir el camino del thrash básico, lo han mezclado con otras cosas y les ha quedado un híbrido que suena natural e interesante. La composición se nota muy pulida, ya lo era para mí en la maqueta. Aquí han subido un escalón más sin duda. Los temas iban sonando como truenos, con dejes de black metal de repente, luego algo mas técnico y rebuscado, momentos instrumentales y medio acústicos... 
Mikel al micro mucho más crudo y agresivo en las voces. Una voz más desquiciada. Me costó pillarle el truco a los nuevos temas, a esa mezcla que se me presentaba, ese caramelo que no sabes si coger o no. La ausencia de solos estratosféricos como ocurría en la maqueta no me desagradó, porque como digo, se montan una locura que no te dejan tiempo para pensar ni respirar


Comentando posteriormente con el propio Mikel, quizás me quedé tan impresionada y en shock que hasta que no mastique los temas en formato grabado no seré capaz de disfrutarlos al máximo en directo como sí hice con esas dos referencias a la maqueta que hubo en la noche. Una a medio concierto y otra para cerrar, alegrándome el alma y trayéndome a la memoria múltiples recuerdos felices que nunca se irán. 

Un señor concierto, de nuevo en casa, y de nuevo HILOTZ en la carretera. Ya se les echaba de menos. Agradecer las facilidades del Infernu Taberna para que tantas bandas pasen por esta ciudad, y a las propias bandas por mover el culo y tocar. Así sí. Ese es el camino. 

¡Larga vida HILOTZ y larga vida por supuesto a nuestro sagrado INFERNU TABERNA.


Nota.- Las fotos son de la actuación de HILOTZ en la Semifinal Norte de la W:O:A Metal Battle Spain celebrada el pasado día 27 de febrero.

© Diario de un Metalhead 2016.

+ Entradas sobre HILOTZ aquí.