lunes, 1 de diciembre de 2014

HUMMANO: We hate you all (2014- Blood Fire Death). Madrid.



By Sonia M.

Antes de comentaros mi particular visión sobre el nuevo trabajo de los irreverentes HUMMANO, he de confesar que su primer lanzamiento Is the Shit que tanto revuelo causó no me dijo mucho. Se me hizo demasiado lineal. Pero, ¡Oh, maravillas del tiempo! Ha pasado un año desde aquel primer trabajo y ahora con este We Hate you All! me han ganado, y es que aquí si que encuentro variedad, dentro de la pesadez de su sonido, de la persistencia, de las cuerdas afinadas hasta los confines del inframundo...

Y sí, me han ganado porque hay melodía, además de mucho burrismo y mucho cachondeo, y eso es lo que me faltaba. No me gustan las bandas que abusan de un sonido muy similar, me cansa bastante, pero si le imprimes melodía, la cosa gana enteros de una manera salvaje. En You Suck los coros son muy ricos (mítico para el directo) y con WTF ya me di cuenta de que esto no era "Is the shit part 2" sino que aquí habían avanzado en su sonido, lo que se suele decir evolucionar y experimentar, sin perder el norte obviamente.

Y si he visto eso en WTF (increíble el gutural al más puro estilo grindcore que se marca Sito en el tema), más de lo mismo me pasó con Bitch-Slap, que es bastante bailongo y todo. Y esa parte donde Sito desgarra la voz como lo haría mi adorado Lawrence Taylor de While She Sleeps, ya me mata. Me ha encantado descubrir esta faceta de Sito, que no tiene que demostrar a nadie lo bueno que es en esto de meter los guturales, pero de rasgar la voz así y darle tanto sentimiento como Lawrence pues motiva y mucho. El break del final hasta me convence, y no acabo diciendo "Otro más para la colección".

no se les puede echar en cara no ser originales

A estos madrileños no se les puede echar en cara el no ser originales, porque con sólo ver la portada de este disco y el interior del escuetísimo libreto (modo leopardo on) se les ve muy cachondos, aunque luego en directo van normales, cosa que me sorprendió tras ver sus tronchantes videos. Nunca viene mal una pizca de humor ante tanta energía.

Su adelanto fue Pseudosocial, que ya de por si me llamó mucho más la atención que temas de su anterior disco, sobre todo por lo comentado previamente, la melodía, el dinamismo en el tema. Ritmo, enganche. Otra muestra más de su cachondeo infinito es el corte, por llamarlo de alguna manera I blew my dog and I liked it (Katy Perry), que, al más puro estilo Napalm Death alcanza la increíble duración de ¡SIETE SEGUNDOS! No entiendo porque no escogieron este corte como single en vez de Pseudosocial.


Bromas aparte, la cosa no termina aquí. Aún nos quedan por degustar cuatro cortes y la cosa no va nada mal. Aliens & Shit cuenta con la colaboración de Turri de 13 Bleed Promises y embrutece el asunto un poco más si cabe, volviendo a las raíces más deathcore a saco, algo que se aprecia perfectamente al final del tema con esos breaks a cámara lenta, de ultratumba para ejercitar el cuerpo.

Me encanta el momento super oscuro que meten en Open Your Mouth and Swallow con unas notas sigilosas pero que ponen los pelos de punta. No me imagino nada bueno con ello, a mi me acojona. Y cierran esta nueva obra con I, Hater.

A mi personalmente me ha gustado mucho la primera parte del disco, más que la segunda, pero todo en conjunto se pasa volando, casi 34 minutos de HUMMANO en esta nueva edición que han acabado por convencerme. Aquí hay mucho más donde rascar de lo que parecía en su debut.





© Diario de un Metalhead 2014

+ entradas sobre HUMMANO aquí