miércoles, 19 de noviembre de 2014

OVIEDO, CAPITAL: PUERTO DE VEGA. Oviedo 15.11.2014. NEW NIGHT FESTIVAL. Crónica y fotos.


By Larry Runner.

La actividad musical metalera en esta Asturias nuestra del alma es enorme y casi cada sábado uno se ve obligado a tener que escoger a dónde acudir. Eso nos pasó el pasado sábado y ante tanta oferta fuimos descartando opciones hasta vernos a última hora en la tesitura de tener que escoger entre ir a Sir Live a ver el debut de la banda de versiones Burning Heart con Gansos Rosas o acudir a la Sala Whippoorwill para disfrutar del festival que organizaban GET IN TRIBAL y al que bautizaron como NEW NIGHT. Nos acabamos decidiendo por la segunda, sabedores de que la primera opción, la del hard rock, iba a tener apoyo seguro e intuyendo de que el NEW NIGHT quizás no tuviera tanto público, como así fue.


Nukore

GET IN TRIBAL nos hicieron llegar unas preciosas invitaciones vía mail para imprimir. Razones laborales sólo nos permitieron disfrutar de las tres últimas bandas de la noche. Aún así tuvimos tiempo de sobra de pasar un buen rato en una Whippoorwill que al final de la noche vivió uno de los ambientes festivos más sanos que se hayan podido ver nunca, y luego contaremos el porqué. Nos perdimos ver a las dos primeras bandas y por tanto nos queda una cuenta pendiente que saldar con los ovetenses NAPHALM y un poco menos con REDSET, que son de Turón y ya les hemos podido ver en vivo en un par de ocasiones, aunque han sufrido cambios y habrá que volver a verles en vivo pronto. Si a alguien le molesta que nos hayamos tenido que perder a nuestros vecinos y a los carbayones, que por favor nos pague el sueldo que nos da de comer y ahora mismo nos cambiamos. Y digo esto, porque hace bien poco leíamos que alguien criticaba el llegar tarde a un concierto cuando lo ibas a reseñar. Fuerza mayor amigo, es lo que hay. A mi me gusta la fiesta más que a nadie, pero no siempre se puede.

Gracias a que la historia iba con una hora de retraso, llegamos para ver a los euskaldunes de Vitoria-Gasteiz NUKORE de los que no conocía absolutamente ni un sólo tema y que me sorprendieron gratamente, quedándome con la labor de su excelente frontman Aitor y con el buen trabajo a la guitarra de Ander. Una pena no haber conocido los temas, como casi todo el mundo en la sala. Vinieron a sembrar y estoy seguro de que en parte consiguieron su propósito. Su propuesta es quizás demasiado alternativa, pero no lo hacen mal. Yo ahora ya los tengo fichados.

Get In Tribal

Detrás llegó el turno para los organizadores de la fiesta. GET IN TRIBAL salieron con todo, y como en el disco, con Perdido y La Fuerza de la Unión. Sin parar de moverse, con toda la energía del mundo y poniéndonos difícil la tarea de hacerles una foto decente. Desgraciadamente el sonido no les acompañó en toda la noche. En ocasiones la voz de Manu se nos antojaba muy baja de volumen y la guitarra de Pelayo nunca sonó como debería, llegando por momentos a perder la batalla ante el bajo de Jota. Y es que el bajo se escuchaba bastante más alto que la guitarra y eso siempre es un corte de vacilón. Quizás la banda se percatase de ello. Fue extraño, pues al igual que REDSET antes, contaron con técnico propio.

Salen tan serios que parecen enfadados, no sé si realmente lo estarían o si quizás hubiesen adivinado que abajo no les escuchábamos bien del todo. El caso es que la energía inicial pareció ir diluyéndose cual terrón de azúcar en el café.

Get In Tribal

Parecían incómodos sobre el escenario o quizás estuviesen en parte disgustados. El público de Oviedo no respondió y cuando uno se desvive por sacar una aventura adelante, ver que no llega a funcionar es un poco frustrante. La colaboración de Diego de GAJES DEL OFICIO quedó en apenas una anécdota visual, pues no se oyó nada de lo que cantó en su subida al escenario para Con Alma y Corazón. Una pena.

la pista se convirtió en una sucursal
de las fiestas de Puerto de Vega

De todas formas no estuvieron mal, yo creo que no lo pueden estar nunca, pues el nivel que dan sobre las tablas estos cuatro chavales es digno de admiración. La mía al menos siempre la tendrán. Cerraron con Hipocresía, como en el disco. El tema que habíamos pinchado en radio apenas 48 horas antes. Los iré a ver siempre que pueda, porque me encantan y porque todo lo que hacen por su banda, lo hacen con amor y con modestia. Un ejemplo a seguir. Grandes GET IN TRIBAL.

RÉPLICA llegaron desde el Occidente de Asturias rodeados de chicas y amigos. Jamás vi a tantas mujeres liándola en un bolo. De hecho si ellas se hubiesen ido el ambiente habría sido de funeral.

Réplica

Tras una salve marinera atacaron los cuatro bestias con un par de temas propios. Los más cercanos al escenario se las sabían bien, pero el resto de la sala se quedó bastante parada. Cuando surgen casos así lo mejor es tirar de versiones y REPLICA lo supo hacer bien.

El resto del concierto fue a base de clásicos de los 90. Así que disfrutamos de versiones de PANTERA, DEFTONES, etc, con un Hell Bent For Leather de los JUDAS PRIEST por medio que dedicaron al que escribe estas lineas. ¡Casi nada!

Disfruté de lo lindo con el cover del Roots de SEPULTURA. Bestial. Abajo en la pista, empujones y locuras, incluso wall of death, aunque con mayoría aplastante de público femenino venido del Occidente, que convirtieron la pista en una sucursal de las fiestas de Puerto de Vega. De ahí el título de la crónica. A los NUKORE en la parte de atrás de la pista se les salían los ojos de las órbitas. Noche de fiesta a lo bestia con presencia de casi todos los miembros de LEGACY OF BRUTALITY y de las recientes ganadoras de Festiamas ZOMBIE DOLLS para acompañar a Borja Legacy, que lució aspecto rockero para hacernos disfrutar de su Gibson y al que ni siquiera la rotura de una cuerda le rompió el ritmo.

Réplica

Al final fue una noche agradable, con buen ambiente aunque un tanto escaso, pero en el que los pocos que acudieron eran muy buenos e hicieron que pareciéramos más. Lo pasamos bien, que era lo importante y por seis euros la entrada con cerveza incluida, no se puede dar más. Pasé pena por no poder meterme el follón de la pista, pero mi espalda está aún muy castigada y no es plan de tirar por la borda el trabajo de los profesionales que me están tratando.

Gracias a GET IN TRIBAL por invitarnos, a RÉPLICA por la dedicatoria y a la Sala Whippoorwill por recibirnos siempre tan bien.

© Diario de un Metalhead 2014.